viernes, 6 de noviembre de 2009

Pro Patricia et contra humanam naturam


(Artículo que no quisieron publicar en blogs especializados)

Pro Patricia et contra humanam naturam.

No es Patricia, sois vosotros, son ellos.

Disculpen sus eminencias, que me deje llevar por las urgencias de justicia -¡Tanta estulticia me abomina!- y les exponga de qué forma todas esas bagatelas en que se prodigan en la red, son la misma proyección de una única aberración de diferente criatura:
Patricia nunca escribió nada (ni Jaime Castellanos, tampoco) ¡No elucubren! Ella sólo es una adolescente, amante del mundo de los Karts, comprometida y sacrificada que tiene bien ganada su reputación y mal pagado su esfuerzo. La muchacha no está por la labor de remover en excreciones populistas; no lo necesita (en esta temporada ha pisado todo los podios menos el último) y su carácter tímido y noble se lo impide.
Pero si en el afán de todos los ilustres que se premian de gozoso juicio en este foro, a pesar de lo gratuito y oportunista de su iniciativa, subsiste un ápice de honesta inquietud por sopesar la lógica, entonces, hagamos justo acopio de las premisas necesarias:
* Varios Rotax, durante la competición de este año, fueron sacados de pista y nadie fue penalizado.
* Castellano Jr. fue sacado en la 4ª carrera en Tubilla y se sancionó duramente a J.M.M.M.
* Se examinó a Patricia minuciosamente en el campeonato recién acabado buscando siempre la puntilla.
* CyL es el único campeonato de España donde se hacen dos warm-ups ¿para que alguien pueda llegar del trabajo y calentar motores?
* En la última carrera el motor campeón abandonó el parque cerrado al tiempo que se empezaba a verificar el motor del kart que quedó segundo (¡Algo nunca visto hasta ahora en CyL).
Todo esto, señores, al parecer se ha considerado meras anécdotas sin importancia.
El asunto no está en las banderas –que de eso entendemos todos mucho en este país-, aunque sabemos que al buen patriota siempre le ayuda su color. Ni tampoco está en si la echó el campeón, se echó sola o los hados malignos mandaron a pastar al kart nº X por las negras praderas de los karts. El asunto está en que se fue, y no se puede, ser juez y parte. El asunto está en que en ningún concurso o competición de honestidad solvente, se permite participar a agentes de la misma empresa. ¡Bochornoso y execrable! ¿Yo me lo guiso y yo me lo como? ¿El resto son carne de esparrin?
Y el asunto también está en que este es un deporte individualista a ultranza por deformación maniquea donde sólo se deja ganar al que tiene dinero o al que está junto al fuerte, al poderoso. Los demás deben conformarse con las ilusiones que les conceda el destino.
Convendría considerar que Castellanos Jr. habría ganado desde el mismo momento en el que los Rotax fueron a correr la Final Rotax de España que coincidía (1 de Noviembre de 2.009) con la 7ª y última carrera de CyL.
Nada hizo Castilla-León por cambiar la fecha, que descaradamente favorecía a los X-30, aunque sí cambió el lugar: Tordesillas. ¿La hubieran cambiado de haber sido al revés? Es decir, de haber sido la Final de España de X-30, ¿se habría dado la posibilidad contraria?
Nada hizo Korridas por arreglar el conflicto. Dos toros embistiendo frente a frente. ¿En el medio? Los pilotos.
Cometió Patricia el error de quedarse sola en la última prueba contra todos los X-30. Hasta ese momento, los puestos 1º, 2º, 4º y 6º de K-125 eran Rotax. Y cometieron todos los Rotax el error de dejar a Patricia sola contra “el destino”.
¿O, tal vez, fue que Castellanos Jr. era el pequeño y desamparado David que con una sola piedra y sin honda venció al malvado gigante Patricia (alias, Goliat), o que una vez más la tortuga vencía a la liebre? ¡Increíble, un milagro!
¡Nepotismo puro y duro! ¡Intolerable!
Porque todos sabíamos ya desde Tubilla-2, o tal vez desde antes, que aunque el joven Jr. estaba a 9 puntos de Patricia, la cual ha estado en todos los podios de la temporada menos en éste, fíjense bien; con la ausencia de los Rotax, el campeonato era de él.
Pero no se escandalicen ustedes, el Campeonato CyL se ve envuelto en estos vaivenes igual que en los suyos la Final Rotax de España (que rompió, ya en la crono, la báscula de control de peso ¡y no se verificó el peso! y horas más tarde trajeron otra que ¡sólo pesaba unidades de kilo y no los 999 gramos antes de formar el kilo!
¡Auténtica tecnología punta! ¿Para qué sirven la cultura técnica y las matemáticas si no es para un uso “adecuado” de ellas?
Trasladando la aplastante lógica de las tramas de Agatha Christie a nuestros caso, a esta “crónica de una muerte anunciada”, la de Patricia, ¿Quién sale el más beneficiado en CyL? ¿Quién sale el más beneficiado en la última Final Rotax de España? ¿Quién sale el más beneficiado en los distintos equipos donde algunos de los que me estáis leyendo corréis o dirigís? No tengáis miedo a pensar, aunque la respuesta sea triste y escabrosa.
Una cosa queda innegociablemente clara: Patricia no se merecía este final, como algunos de los que estáis leyendo esto no os mereceréis el vuestro.
Sólo queda la “justicia poética” y el tiempo. La primera no devuelve lo que es justo aunque mitiga el dolor y la herida. El segundo… no te devuelve lo que debiera ser tuyo, aunque luego suaviza las vicisitudes de la vida.
Pero, mientras llegan, el espectáculo ha sido bochornoso, execrable, increíble, de nepotismo intolerable, manipulación deleznable que nadie borrará de la memoria por mucho tiempo que pase y mucha literatura que le quieran echar.
Esta es la razón de sus demagogias. Personalmente, a mí y a muchos no nos gustaría ganar de esta forma; hay victorias que se vuelven amargas.

1 comentario:

Segis dijo...

¡No puedo creer lo que estoy leyendo!

¿Se organiza una final con participación de los hijos de los organizadores?
¿Se ciñe a reglamento una balanza "tarada" que sólo aprecia kilos, con un margen de error de cuántas toneladas?
¿Se sacan de la manga vueltas de calentamiento para que alguien pueda llegar a tiempo a la carrera, no será un hijo de jefe, no?
¿Se "escapan" los motores de los ganadores, de las cocheras de inspección, más rápido que lo que corrían en competición?
¿Se sanciona severamente con parcialidad intencionada, la misma infracción que se indulta según quién sea?
¿Se lían las banderas y "casulamente" perjudica a quien venía bien?

Oye, ¿hablamos de una competición inocente e intrascendente de Karts, o es la crónica de "LA cara oculta de la F1"?

A mí me da la sensación de una pandilla de mafiosos ignotantes (nada refinados, ni siquiera en el disimulo) han preferido cargarse honra y deporte, en beneficio de sus pupilos y autoestima de alquiler, que preservar la lógica y tradicional esencia del deporte.

No sé si alguien cree que ha ganado algo, pero no ha perdido Patricia; ha perdido el Karting y la reputación de los organizadores (que no desperdiciaron cada ocasión de abuso de poder).

Mis ánimos y aplausos merecidos para la campeona por derecho,Patricia; y mi abrazo más admirado para el irreductible luchador, Guillermo. (Y mi repulsa más despectiva para quienes se nutren de la ilusión y el esfuerzo de la gente honesta)


Un abrazo,

Segis